Saltar al contenido
Quiero ser libre

Cómo subir posiciones en Google con tu negocio online

Cómo subir posiciones en Google

¿Tienes un negocio online muerto? ¿Abriste sus puertas pero no entra nadie? No dejes que le salgan telarañas a las bisagras y lleva a cabo una estrategia SEO adecuada y aprende cómo subir posiciones en Google para que tu página, tienda o blog se convierta en eso, un negocio digital.

Te puede interesar: Cómo crear un blog profesional en WordPress.

Cómo subir posiciones en Google

Mejorar el posicionamiento de un sitio web no es una tarea nada sencilla. Muy al contrario, se necesitan conocimientos y una mezcla de constancia y experiencia para que mientras construyes tu proyecto digital vayas dejando un rastro positivo a base de buenas prácticas para que los buscadores te valoren bien y te muestren con más frecuencia a los usuarios. Vamos a ver algunas de ellas.

1. Enfocarse en la experiencia de usuario

Generalmente, nos enfocamos más en lo que nos gusta a nosotros de nuestros sitios web que en lo que el usuario se va a encontrar. Sin embargo, un altísimo porcentaje del éxito de tu web va a depender de que el usuario tenga una buena experiencia. Para ello, deberías darle lo siguiente:

  • Un tema responsive, el cual se adapte a todo tipo de tamaños de pantalla. No tener un tema así puede hacer que tus visitantes se marchen en seguida, con las consecuentes penalizaciones de Google.
  • Colores y textos fácilmente legibles, lejos de colores extraños y difíciles de entender.
  • Una buena estructura de la web, en la que el menú de categorías refleje claramente lo que va a encontrar de forma concisa.
  • Del mismo modo, ofrecerle los artículos o productos más importantes bien visibles en la página de inicio, así como las últimas entradas del blog o los productos más recientes.
  • Una caja de suscripción a tu lista de correo puede resultar fundamental.
  • Alterna párrafos cortos con imágenes para facilitar la lectura y que no se canse.
  • ¡No olvides tener tu certificado SSL! No tenerlo transmite desconfianza.

2. Vigila los tiempos de carga y la velocidad

La velocidad a la que se carga un sitio web es absolutamente trascendental para que acabe teniendo éxito. Si tu web no carga rápido, los usuarios se irán, con lo que Google detectará que tu contenido no satisface sus necesidades y te penalizará. Para evitar que tu web cargue lenta, necesitarás ciertos requisitos:

  • Un tema que sea rápido y que no tenga código innecesario que ralentice tu sitio web. Algunos buenos temas que puedes usar son:
    • El Orbital, un gran tema orientado al SEO.
    • Generatepress: uno de los mejores, sin ninguna duda.
    • Divi: está arrasando en los últimos años por tener un diseño espectacular, un constructor visual y con un tiempo de carga bastante bueno.
  • Evitar el uso de plugins. Tener plugins en WordPress puede ser imprescindible en algunos apartados, pero no instales más de los básicos, ya que lastrarán tu web.
  • Valora si usar o no publicidad. La publicidad ralentiza mucho hasta el mejor de los temas.
  • Usa imágenes optimizadas con un tamaño adecuado. Además, deberías usar un plugin que minimice el peso de tus imágenes.
  • Por supuesto, usa un plugin de caché. Tienes soluciones gratuitas, como Autoptimize o W3 Total Caché, o de pago, como WP Rocket, el cual es el mejor plugin de caché que conozco y no me parece caro.
  • Usa un CDN.

3. Enfócate en el SEO

Para gustarle a Google, procura que todo lo que hagas tenga un sentido SEO. Vamos a ver algunos aspectos muy importantes.

Indexación

  • Hazte una cuenta en Google Search Console, si es que no la tienes ya, y agrega tu sitio web. Tras un tiempo, Google te indicará información valiosísima, como errores de indexación, problemas que pueda tener tu página o palabras clave, entre muchas otras cosas.
  • Supongo que tienes un sitemap.xml. Con WordPress puedes generar uno fácilmente con el plugin Yoast SEO. Cuando lo tengas, súbelo al Search Console, en el apartado de Sitemaps.
  • Con el mismo plugin Yoast SEO trata de desindexar cada parte de tu web que no tenga contenido de gran calidad para el usuario, como etiquetas, archivos, medios, categorías, etc.

Evita el contenido duplicado

Copiar a otros es una de las peores cosas que puedes hacerle a Google. Sí, se lo tomará muy mal cuando se de cuenta. Pero es que entre los contenidos de tu propio sitio web también deberías evitar esta práctica. Recuerda que tu contenido debe ser siempre original.

Metatítulos y metadescripciones

Nunca te olvides de escribir un título y una descripción meta, las cuales serán las que verán los usuarios cuando hagan una búsqueda en Google, y deberían llevar las palabras clave de cada artículo. ¿Quién va a entrar en tu página si no pueden saber de qué van. Esto es algo muy básico, pero ni te imaginas de la cantidad de páginas que no tienen realizada esta tarea. Normalmente, el amigo Google mostrará un trozo de texto de tu artículo, pero mejor hacerlo nosotros y con un poco de copywriting.

Elige bien la estructura de URL

Las URL son cada vez más importantes, y tenerlas mal presentadas puede jugar en tu contra. Evita fechas, números, etc, y trata de que tengan la palabra clave de tu artículo. Si ya las tienes mal hechas, tendrás que redireccionarlas.

Interlinking

Una de las señales más positivas que podemos enviarle a Google es la de que alguien que entre a nuestro sitio web se quede navegando por otras páginas. Para ello, procura usar enlaces dentro del texto, que puedan interesar al usuario, y que conduzcan a otros artículos relacionados.

Nombra las imágenes

No sabes lo feo que queda tener imágenes con nombre como pic001.jpg. Google piensa lo mismo. Entonces, aprovecha la oportunidad para que cada imagen que subas a un artículo contenga la palabra clave correspondiente. Tampoco te olvides de rellenar, sobre todo, el atributo ALT.

Linkbuilding

Aunque entra dentro de las prácticas que hay que ejecutar en mi estrategia de cómo subir posiciones en Google, yo no me tomo muy en serio el linkbuilding, pero esto es muy personal. Tener enlaces externos no es la panacea, pero te puede ayudar, especialmente para atraer tráfico a tu web. Siempre puedes hacer lo típico, como escribir comentarios en blogs y foros relacionados o darle al guest posting. Mi consejo es que no te obsesiones con obtener enlaces, pero si lo haces, mucho mejor.

Crea contenidos extraordinarios

Crear contenidos de gran calidad siempre será la mejor señal que puedes enviarle a Google de que te debe posicionar arriba. ¿Por qué? Porque el objetivo siempre será satisfacer al usuario, y eso es lo único que importa. Y, para ello, debes escribir artículos geniales. Además, deberás tener en cuenta lo siguente:

  • Cada artículo debe enfocarse en una única palabra clave (o combinación de palabras clave).
  • Trata de escribir sobre temas que tengan demanda. Para ello, usa el Keyword Planner de Google y busca palabras clave que tengan un buen equilibrio entre búsquedas y competencia. ¿De qué sirve escribir sobre algo que nadie quiere saber? De poco o nada.

4. Contrata un hosting de calidad

Por último, pero no menos importante, mi última recomendación sería la de tener un hosting de gran calidad. Aunque no lo parezca, un hosting compartido en un proveedor de baja calidad puede lastrar todo tu trabajo. En este momento, te puedo recomendar:

  • Raiola Networks: en España, son uno de los mejores proveedores de hosting que conozco.
  • Bluehost: en inglés, rápidos, con un precio excelente y muchas características de primera calidad.
  • Siteground: aunque subieron sus precios, siguen siendo uno de los mejores hosting profesionales.

Y hasta aquí mis consejos de hoy para ayudarte a mejorar tu posicionamiento. Espero que ya sepas cómo subir posiciones en Google y que te pongas manos a la obra cuanto antes. Sí, es bastante trabajo, pero una vez que lo aprendes, todos los artículos que escribas a partir de ahora tendrán un toque SEO.

>